ÚLTIMA HORA:

El verificador de hechos de Google podría ir dirigido solo contra medios alternativos

El nuevo servicio Fact Check (comprobación de hechos en español), lanzado la semana pasada por el gigante informático Google, podría ir dirigido únicamente contra los medios alternativos, advirtió a Sputnik el portavoz del movimiento de paz belga Vrede, Ludo De Brabander.

La empresa estadounidense anunció el viernes el lanzamiento global de la nueva herramienta, que permitirá la integración de los resultados de búsqueda y noticias con los datos de distintos sitios web que realizan la comprobación de hechos, determinando si la información debe considerarse verdadera o falsa.

“Me temo realmente que los medios noticiosos alternativos y críticos serán víctimas de este tipo de verificación de hechos, no hay garantía de que esto se realice de manera independiente”, manifestó De Brabander.

El activista alertó del “gran riesgo” de que el Fact Check favorezca a la prensa dominante sin ninguna garantía de que sus materiales sean fidedignos, al tiempo de desacreditar los puntos de vista alternativos.

Añadió que, aunque el nuevo servicio busca prevenir la propaganda, el efecto será, en su opinión, exactamente el contrario.

“La información está incrustada en un contexto político que no se puede desatender y, por definición, es un poderoso instrumento para influir en la opinión pública para sacar ventajas políticas”, subrayó De Brabander.

El representante de Vrede explicó además que tiene poca confianza en el verificador de hechos creado por Google, “medio monopolista estrechamente vinculado al sistema de poder político y cultural occidental”.

En este sentido, recordó el rol de los medios en la legitimación de la invasión estadounidense a Irak en 2003.

“En estos últimos días hemos visto cómo el incidente en Jan Sheijun fue tratado (por los medios) para acusar al Gobierno sirio por un ataque químico, si bien no hubo hechos concretos (…) Dudo que Google califique esos reportes como dudosos o incluso falsos”, agregó.

En la madrugada del 7 de abril, EEUU lanzó 59 misiles de crucero Tomahawk desde los buques de guerra emplazados en el Mediterráneo contra la base aérea de Shairat, en la provincia siria de Homs.

El ataque fue una represalia al uso de sustancias tóxicas en la ciudad de Jan Sheijun, provincia de Idlib, del que Washington culpa a Damasco.

Según EEUU, los aviones sirios habían salido de la base de Shairat para bombardear Jan Sheijun.

El Gobierno de Siria niega toda implicación en el incidente que, según la Organización Mundial de la Salud causó 84 muertos y 545 intoxicados el 4 de abril.

Sputnik Novosti

Anuncios

Categorías

Acerca de el comunista (58787 Artículos)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: