Anuncios

Defensa rusa: “Al Qaeda es una herramienta para acabar con la influencia rusa en Siria”

Al Qaeda se convirtió en una herramienta para acabar con la influencia rusa en Siria, declaró el Ministerio ruso de Defensa.

El grupo terrorista Frente al Nusra (prohibido en Rusia) que recibe armas y financiación intenta frustrar el proceso de paz en Siria, declaró el Ministerio de Defensa ruso.

El portavoz del ente, Ígor Konashénkov, subrayó que las formaciones del Frente al Nusra siguen siendo “la principal fuente de desestabilización” en Siria.

Indicó que los terroristas del Frente al Nusra que reciben armas y financiación “buscan socavar el proceso de paz en las zonas de distensión, expulsando las formaciones de la oposición moderada”.

Subrayó que los terroristas de al Nusra, brazo de Al Qaeda en Siria, se convirtieron en “una herramienta en manos de un país o de un grupo de países desarrollados a los que no les conviene el papel crucial de Rusia en la liberación de Siria de Daesh (autodenominado Estado Islámico, proscrito en Rusia)”.

Konashénkov expresó preocupación por el hecho de que los terroristas del Frente al Nusra reciban sistemas de defensa antiaérea portátil que se podrían usar no solo en Siria.

Subrayó que el Ministerio ruso trabaja para establecer el tipo de esos sistemas y de dónde los reciben los terroristas.

Las declaraciones de Konashénkov se enmarcan en el contexto del derribo del avión de ataque ruso Su-25 por los terroristas.

El avión fue siniestrado con un lanzamisiles portátil en la provincia noroccidental siria de Idlib, el piloto se eyectó pero murió al enfrentarse con los terroristas.

Al mismo tiempo Rusia perfecciona constantemente la infraestructura de sus instalaciones en Hmeymim y Tartus en Siria, declaró el portavoz del Ministerio de Defensa ruso.

“El grupo de la aviación rusa cumple de forma constante tareas (…) en el aeropuerto de Hmeymim y en el punto de mantenimiento material y técnico de Tartus, la infraestructura de esas bases militares se perfecciona permanentemente de acuerdo con la plantilla de efectivos y de equipamiento que fue aprobada por el jefe del Estado Mayor”, dijo el portavoz.

El oficial aseguró que el contingente militar ruso que se queda en Siria resulta “autosuficiente”.

Siria vive desde marzo de 2011 un conflicto armado en el que las tropas gubernamentales se enfrentan a grupos armados de la oposición y a organizaciones terroristas.

Rusia empezó a bombardear las posiciones de los grupos terroristas en Siria a finales de septiembre de 2015, a petición del presidente Bashar Asad, pero realizó retiradas parciales de su contingente militar en marzo de 2016, así como a principios y a finales de 2017.

Al mismo tiempo, el presidente ruso Vladímir Putin dejó claro que Moscú mantendrá su presencia en la base aérea de Hmeymim y en el puerto de Tartus y enviaría refuerzos en caso de necesidad.

La resolución 2254, aprobada unánimemente en diciembre de 2015, fija el objetivo de establecer un Gobierno creíble, inclusivo y no sectario en Siria, así como un calendario y un proceso para la redacción de una nueva Constitución, para después celebrar elecciones libres y justas bajo la supervisión de Naciones Unidas.

Sputnik

Anuncios

Categorías

About el comunista (86773 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: