Anuncios

Exigen justicia a dos años de la muerte de la ambientalista hondureña Berta Cáceres

Familiares, la ONU y organizaciones sociales e indígenas de Honduras recordaron hoy a la ambientalista Berta Cáceres en el segundo aniversario de su asesinato y exigieron que se haga justicia y se esclarezcan los hechos que causaron su muerte, por la que hay nueve detenidos.

El acto de recuerdo, organizado por familiares y el Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), entidad que fundó Cáceres, se desarrolló en la ciudad de La Esperanza, occidente del país, donde la ambientalista fue asesinada el 3 de marzo de 2016 y los asistentes exigieron “justicia”.

La ambientalista fue asesinada a tiros en su casa, en La Esperanza, pese a contar con medidas cautelares de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para protegerla de las constantes amenazas que recibía.

En el momento de los hechos, Berta Cáceres estaba durmiendo en su vivienda, donde tenía como huésped al también ambientalista mexicano Gustavo Castro, único testigo del crimen y quien sufrió una herida leve de bala en una oreja.

Al acto de este sábado asistieron, entre otros, Austra Flores y Bertha Zúñiga, madre e hija de la ambientalista, quienes indicaron que no cesarán en su empeño de buscar “la verdad” y “justicia” para la líder indígena.

Flores dijo a Efe que su hija fue asesinada por defender los recursos de los pueblos indígenas que “han estado olvidados” en el país, y señaló que en la muerte de Berta, por la que ya suman nueve las personas detenidas, también hay diputados y funcionarios de gobierno implicados.

Además, pidió a las autoridades hondureñas que los responsables del asesinato de la ambientalista “sean condenados” y que “capturen” a los autores intelectuales del crimen.

La madre de Berta exigió la cancelación inmediata de la concesión otorgada a la Empresa Desarrollos Energéticos S.A. (DESA), responsable de la represa hidroeléctrica Agua Zarca, a la que se oponía Cáceres, cuyo presidente ejecutivo, Roberto David Castillo, fue detenido el viernes como presunto autor intelectual del crimen de la ambientalista.

En un comunicado, DESA rechazó el viernes que Castillo haya sido el presunto autor intelectual del asesinato de Cáceres, y pidió su liberación.

“La empresa rechaza totalmente esta decisión que se desprende de presiones internacionales y campañas de desprestigio de diversas ONGs hacia la empresa”, añadió.

La audiencia de Castillo inició hoy en un juzgado de Tegucigalpa, donde se apostó un grupo de miembros del Copinh exigiendo también “justicia” para Cáceres.

“Exigimos justicia, Berta Vive”, se leía en una de las pancartas de los manifestantes, quienes solicitaron que capturen a los otros autores intelectuales del asesinato de la ambientalista.

La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Honduras (OACNUDH) reiteró hoy a el país “la urgencia de profundizar” en la investigación sobre la muerte de Cáceres para conocer la verdad y sancionar a los responsables del crimen.

Destacó en un comunicado “la responsabilidad” del Estado de Honduras de investigar este caso con la “debida diligencia” a través de una investigación “expedita, independiente, pronta y exhaustiva”.

Además, expresó su apoyo a la familia de Cáceres y su acompañamiento en los “esfuerzos por la búsqueda de la verdad”, y reiteró a la Fiscalía hondureña su “ofrecimiento de colaboración para avanzar en el esclarecimiento del crimen e identificar las responsabilidades tanto materiales como intelectuales”.

Por su parte, la Red Nacional de Defensoras de Derechos Humanos en Honduras recordó hoy el “vil asesinato” de Cáceres, y celebró la detención del ejecutivo de DESA, quien “había sido mencionado muchas veces por diferentes fuentes como uno de los responsables de su muerte”.

EFE

Anuncios

Categorías

About el comunista (82847 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: