Anuncios

Ante la crisis civilizatoria, Marx recupera mayor actualidad

El filósofo alemán, de cuyo nacimiento se celebran 200 años este 5 de mayo, habló poco sobre México, pero su influencia se extiende hasta el día de hoy, señaló  José Guadalupe Gandarilla, investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Las referencias de Carlos Marx a México fueron escasas y en algunos casos “no favorables”, señala José Guadalupe Gandarilla, del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la UNAM.

“Como hombre del siglo XIX, a diferencia de otros grandes pensadores, nunca visitó América Latina, el único viaje que hizo fue hacia Argel, que fue quizás su única vinculación existencial con el Tercer Mundo, aunque en su época tardía sí se permitió un acercamiento más crítico respecto a las zonas coloniales”, señala Gandarilla.

Marx se ocupó del país norteamericano en tres o cuatro ocasiones, sobretodo en sus artículos periodísticos, que no eran los más sistemáticos, comenta el investigador. Se trataba de notas para el New York Daily Tribune. Para Gandarilla, esta fue una etapa temprana del pensamiento marxista, en artículos que no eran estudios profundos sobre la realidad mexicana, pero a partir de 1857, cuando su trabajo madura, empieza a tomar en cuenta los aspectos del colonialismo.

Desde el punto de vista de la influencia de su obra en América Latina y México, sus escritos llegaron al Nuevo Continente con los viajeros europeos, a fines del siglo XIX y comienzos del XX. En ese momento, los planteamientos de Marx y Federico Engels empiezan a adecuarse “a realidades de zonas del mundo atrapadas por la lógica de un capitalismo mundial, que viven el proceso del colonialismo, sociedades agrarias con primeras instrumentaciones de la industria manufacturera. Esos campesinos que luchan en esos momentos de fines del siglo XIX y principios del XX procesan la influencia de Marx como la de otras ideas, como las del socialismo utópico y los anarquistas”.

Uno de los primeros propagadores de las ideas marxistas es el griego Plotino Rhodakanaty, “con un lenguaje muy local de ciertos comités agrarios”, luego el marxismo agarra fuerza con el inicio de la Revolución Mexicana (1910), más tarde con la fundación del Partido Comunista en los años 30, y luego, con una visión más humanista, como se expresa en autores como José Revueltas.

Pero lo fundamental, para Gandarilla, es que México se convierte en un lugar de “desarrollo de un marxismo más serio, con una vinculación hacia la vida académica de investigación, en los años 80 y 90, lo que se ha dado en llamar el marxismo académico”.

“Marx decía que los alemanes piensan la revolución cuando en otras plazas, como los franceses, llevan a cabo la revolución”, recuerda Gandarilla. En el caso de México, muchos investigadores de la ciencia social y la filosofía cercanos al marxismo “están pensando la revolución que se está desarrollando en otras plazas de América Latina, aunque quizás la coyuntura nos alcance en algún momento”.

Para Gandarilla, el pensamiento de Marx tiene en México un gran despliegue porque justamente es el mayor crítico del proceso capitalista, entendido como proceso capitalista mundial”. En este sentido, “México es una plaza donde se ha desarrollado el capitalismo en sus formas no solo las más brutales con el despliegue de la violencia, de polarización, concentración del ingreso, sostenimiento de una desigualdad persistente, con capitalistas de talla mundial, en las telecomunicaciones, en lo energético, el petróleo, la industria automotriz. Este capitalismo ha significado un desarrollo del pensamiento de Marx en esos planos, y en aquellos núcleos sociales comunitarios en donde se oponen al capitalismo estrategias y planos de discusión muy importantes”.

De esta manera, hay una variedad de formas de recuperar el pensamiento de Marx, “pero no un marxismo dogmático, sino con un despliegue del conocimiento, de la crítica de la economía política, de la filosófica, con los rigores más avanzados. Eso ha significado que el pensamiento de Marx esté muy presente en el medio mexicano”.

Para Gandarilla, las principales categorías del autor de El Capital y el Manifiesto Comunista siguen siendo “fundamentales para entender la realidad histórica del capitalismo”, y en especial del mexicano, “que comparte fronteras con el país hegemónico del imperialismo mundial”. “Las categorías de acumulación, los procesos de concentración y centralización del capital, el desarrollo de las fuerzas productivas, se expresan claramente en México”.

“No ubicaría a Marx  como un autor del siglo XIX, por el contrario, es un autor que cada vez que se aproxima el capitalismo a mostrarnos las rigurosidades de la crisis por la que se está atravesando, como una crisis civilizatoria, Marx recupera mayor actualidad”, concluyó Gandarilla.

Sputnik

Anuncios

Categorías

About el comunista (86712 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

1 Comment on Ante la crisis civilizatoria, Marx recupera mayor actualidad

  1. Reblogueó esto en manuel pena.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: