Anuncios

Grupo de Lima rechaza toda acción que implique intervención militar en Venezuela

Los ministros de Exteriores del Grupo de Lima rechazaron este lunes en una declaración cualquier intento de resolver la crisis venezolana mediante una intervención militar extranjera.

Los cancilleres de 11 países del Grupo de Lima “rechazan cualquier amenaza o curso de acción que implique una intervención militar en Venezuela, condenan la injerencia extranjera en ese país y demandan el retiro inmediato de los servicios de inteligencia, seguridad y fuerzas militares que se han desplegado en ese país sin amparo en la Constitución venezolana”, dice el punto 8 de la declaración adoptada este lunes en la capital chilena.

La declaración de 17 puntos, firmada por Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, Panamá, Paraguay, Perú y por una delegación de la oposición de Venezuela, convoca asimismo una conferencia internacional por la democracia venezolana a celebrarse en la capital de Perú en una fecha aún no fijada.

Ecuador participó asimismo como país observador.

En el punto 8 de la declaración, los países del Grupo de Lima “exhortan a la comunidad internacional a favorecer el proceso de transición y el restablecimiento de la democracia en Venezuela, especialmente a Rusia, China, Cuba y Turquía por el impacto negativo que su apoyo al régimen ilegítimo de (Nicolás) Maduro causa a nuestra región”.

Este lunes se reunieron en Chile los cancilleres y representantes diplomáticos de los países del Grupo de Lima para abordar la situación de Venezuela, criticando nuevamente el régimen del presidente Nicolás Maduro.

En primera instancia, los cancilleres se reunieron en la sede de Gobierno, el Palacio de La Moneda, con el presidente chileno Sebastián Piñera, y posteriormente se trasladaron al Hotel Sheraton en el sector oriente de la capital, donde sostuvieron un encuentro de cinco horas.

Al cabo de la reunión el canciller chileno Roberto Ampuero leyó la declaración final de 17 párrafos, cada uno con un llamado particular.

La crisis en Venezuela se agravó a partir del 5 de enero, cuando Guaidó fue elegido presidente de la Asamblea Nacional, parlamento unicameral en desacato desde 2016.

El 23 de enero, dos días después de que el Tribunal Supremo anulara su designación, el legislador se proclamó a sí mismo como “presidente encargado” del país, apelando a un artículo de la Constitución que prevé la figura en caso de que exista un vacío de poder, pero no bajo el argumento de “usurpación del cargo”, como él alegó.

Maduro, quien asumió su segundo mandato el 10 de enero tras unas elecciones que, según indicó, la oposición boicoteó, calificó la declaración de Guaidó de intento de golpe de Estado y responsabilizó a EEUU de haberlo orquestado.

Guaidó fue reconocido de inmediato por los Estados Unidos, al que se sumaron unos 50 países, entre ellos Colombia, el principal aliado del gobierno estadounidense en la región y que de manera conjunta con éste adelanta una campaña internacional tendiente a cercar de manera diplomática y financiera a Maduro para obligarlo a dejar el poder.

Rusia, China, Cuba, Bolivia, Irán y Turquía, entre otros países, mantienen su apoyo al Gobierno de Maduro.

México y Uruguay se negaron a reconocer a Guaidó, se declararon neutrales y propusieron un diálogo entre las partes para superar la crisis.

Sputnik

Anuncios
About el comunista (22315 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: