Anuncios

Correa será candidato a vice o a asambleísta en Ecuador y buscará convocar Constituyente

El expresidente ecuatoriano Rafael Correa (2007-2017) dijo este jueves a Sputnik que pretende ser candidato a vicepresidente o a ocupar una banca en la Asamblea Nacional (parlamento unicameral) en las próximas elecciones de 2021.

«La idea es que yo corra para vicepresidente o asambleísta. Ganamos la elección, si lo permite el pueblo ecuatoriano, y desde la vicepresidencia organizaremos una Asamblea Nacional Constituyente para recuperar la patria», afirmó el expresidente en diálogo con esta agencia.

El miércoles, la Fiscalía de Ecuador pidió prisión preventiva para Correa, para el exvicepresidente Jorge Glas y para otros exfuncionarios por supuestos delitos de tráfico de influencias, cohecho y asociación ilícita.

Este jueves, la magistrada Daniella Camacho decidirá si acepta el pedido de la Fiscalía.

Además, el expresidente tiene varios procesos judiciales pendientes en su país, incluida una acusación de ordenar el secuestro de un opositor en Bogotá, que también derivó en un pedido de prisión preventiva.

Correa dijo a esta agencia que, al no tener sentencias firmes, sus derechos como ciudadano «están absolutamente íntegros».

«Puedo correr a la candidatura que quiero, excepto a presidente. Pero como saben que los venceré, están buscando cualquier pretexto para no dejarme participar», agregó.

El 4 de febrero de 2018, la ciudadanía ecuatoriana aprobó por más de 64 por ciento de los votos que «todas las autoridades de elección popular puedan ser reelectas por una sola vez para el mismo cargo», en una consulta popular que incluyó otras seis preguntas, todas aprobadas por abrumadora mayoría.

El resultado de la consulta promovida por el presidente Lenín Moreno puso fin a la reelección indefinida, consagrada en una enmienda constitucional en 2015, cuando gobernaba Correa.

Correa dijo a Sputnik que la consulta popular de Moreno fue «manipulada», e ironizó diciendo que en la pregunta número 2 solo faltaba que pusieran «su foto y su cédula de identidad».

«Era totalmente dirigida para mí y por eso gastaron 60 millones (de dólares), prohibiendo la reelección, pero incluso lo hicieron de forma retroactiva. Eso no existe. La ley es para el futuro, no para el pasado. Para inhabilitarme a mí dijeron que esto es válido desde el 2008, porque si era válido desde el 2018 para adelante podía presentarme todavía dos veces», agregó.

VIDA PERSONAL

Correa, al finalizar su mandato, se mudó a Bélgica y actualmente es prófugo de la justicia ecuatoriana por el caso del supuesto secuestro.

El mandatario afirmó que está dispuesto a regresar a Ecuador si las autoridades se lo permiten; sin embargo, recordó que su plan desde el 2014, cuando dejó el país, era abocarse a su familia.

«Dije que iba a residir en Bélgica en forma indefinida y que me iba a retirar al menos temporalmente de la política o de forma definitiva. Yo estaba cansado, le debía a mi familia años de paz. Mi esposa es belga, y le debía residir en Europa. Mis dos hijas ya estaban estudiando y residiendo en ese continente. Pero no me he podido retirar frente a los ataques del Gobierno» de Moreno, agregó.

Corea afirmó que tuvo que defender su reputación, el «legado» de su Gobierno y la «patria».

«Si para defender la patria tengo que volver, volveré, les ganaré las elecciones, haré una Asamblea Constituyente, recuperaré la patria, porque se han apoderado de todas las instancias del Estado y cumplida esa misión regresaré a Bélgica. Yo no tengo ninguna intención personal. Mi vida por los próximos años está en Bélgica, junto con mi familia», agregó.

ACUSACIONES A MORENO

Correa acusó al presidente Moreno de liderar un Gobierno autoritario que viola los derechos humanos.

«Tenemos una dictadura en Ecuador que está atentado contra los derechos, hay presos políticos como el exvicepresidente Jorge Glas, sin que le hayan encontrado un centavo mal habido, sigue la persecución al excanciller Ricardo Patiño por un discurso que dio en un local cerrado ni siquiera abierto al público», denunció.

El exmandatario lamentó que, «frente a esos atropellos a los derechos humanos, el mundo calla».

«No hay problema. Regresaremos. Venceremos y sabremos bien con quién contamos y con quien no contamos», afirmó contundente.

El 22 de mayo, la Justicia ecuatoriana ratificó la prisión preventiva a Glas por el presunto delito de peculado en el marco de la adjudicación del pozo petrolero Singue.

En 2017, Glas fue condenado a seis años de prisión por el delito de asociación ilícita en el caso de los sobornos de la constructora brasileña Odebrecht.

Por su parte, Patiño fue llamado a juicio el lunes por el supuesto delito de instigación a la violencia contra el Estado en un discurso político que pronunció el 28 de octubre de 2018 en Latacunga (centro).

«Vamos a prepararnos para la represión, tenemos que tomarnos las instituciones públicas, tenemos que cerrar los caminos, tenemos que acompañar a nuestro pueblo», dijo en un pasaje de su discurso Patiño, canciller en parte del Gobierno de Correa.

Moreno y Correa mantienen una rivalidad personal e ideológica desde que se produjo la sucesión en mayo de 2017, cuando el primero acusó a miembros del anterior Gobierno de estar implicados en actos de corrupción.

Asimismo, Moreno se ha apartado de la línea ideológica del «Socialismo del Siglo XXI» que impulsaba Correa.

Moreno dijo el 2 de marzo que «Latinoamérica está en camino de salir del abismo en el cual está como consecuencia del «Socialismo del Siglo XXI».

Sputnik

Anuncios
About el comunista (60417 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: