Anuncios

Greta Thunberg y el capitalismo verde

A modo de reflexión, nos vamos a cuestionar quienes están detrás de millones de jóvenes y no tan jóvenes arengando urgencias para arreglar lo que primero rompieron: el medio ambiente y el problema del clima.

Por Maribel Santana*

¿Quiénes van a la ONU?, ¿cualquier persona? Hasta ahora no hemos visto a los trabajadores, los desahuciados, marginales y toda la pobreza con manos pies y lengua que pueden decir tanto.

La ONU y los poderes que es lo mismo, selecciona los que van a este espacio.

La niña Greta, paseada por los foros mundiales sirviendo de pantalla y lo oscuro se cuece por detrás. Ésta, encabeza grandes manifestaciones como la de 27 septiembre con más de 300 organizaciones y una huelga donde no para la producción (curioso). Bonita forma de cargarse la huelga tan histórica como herramienta de la clase trabajadora, todo lo deslegitima este capitalismo, lo vuelve fiesta y ala, a tragar con esta.

Según el psicoanalista e investigador argentino, Marcelo Colissi,  “No hay cambio climático, de ser así sería un fenómeno natural. Es una catástrofe medio ambiental causada por el modelo de producción capitalista y el super consumo”.

El autor citado se alegra de que Greta tome conciencia y mueva a la gente, pero señala que tras la niña sueca existe un ocultismo capitaneado por intereses, en este caso verdes.

Cierto es que desde hace algunas décadas están fomentando -incluso Al Gore-, ‘una verdad incómoda’, llevando videos y películas sobre el recalentamiento del planeta y generando grandes capitales.

Por tanto lo ecológico es lo resolutivo, pues invirtamos en ello.

Los del capitalismo verde, desde luego no son las masas trabajadoras ni populares más preocupadas por comer y poder pagar la luz y la hipoteca, son parte o fracción del capitalismo que  primero reventó todo lo que pudo y ahora ve otra alternativa donde seguir sacando réditos a costa de lo verde – ecológico. El todo es el acúmulo de capital. Estos son precursores del saqueo constante pues su filosofía es la ganancia y su imagen nada tiene que ver con el color de sus intenciones.

Pero claro, la culpa es de los  pueblos del mundo, sobre todo los del mundo capitalista, pues la gente es sucia y deteriora el medio.

«Se trata – de un mensaje que «trata de confundir y engañar a la mayoría obrera y popular sobre quiénes son responsables y quiénes víctimas de los problemas ambientales”.

“Grandes grupos de presión empresariales, mediáticos, o instituciones de la Unión Europea pretenden culpabilizar a las familias trabajadoras, sus hábitos, mientras dejan intactos los intereses de ciertos sectores del capital monopolista».(Patido comunista de los trabajadores de España).

Por tanto empezaran a mansalva a multar y castigar a estos humanos que no cuidan, por tanto, hacerles comprar e invertir en lo ecológico. Será más caro, más cuidadoso, más sano, más… De alguna forma hay que consumir para que no pare el capitalismo, pero de forma más eco.

Eco- socialismo, es lo  que propone el autor citado más arriba, donde se fabrique para las necesidades de forma equilibrada. Pero esto sería una guerra de clases y el capitalismo, aunque sea en verde no lo permitiría.

Pero, ¿quién es verdaderamente la niña Greta,  de dónde sale, quién la apoya y la bendice??

Tiene su asesores y sus padres artistas que unidos a organizaciones del clima, a la cúpula de Greenpeace (a estos les financian grandes magnates) y otros patrocinadores, le han marcado un teatro para que lo lleve por todo el mundo. La niña de lágrima fácil, por su limitación, y su carita de pobre, ha enganchado en todo el mundo.

Cierto que Greta lo vive y lo ha metabolizado en sangre, pero lo que no sabe la niña es lo que hay detrás de todo. Ella no sabe de capitalismo, ni de verde, ni de otro color.

En estos foros se ve aplaudiéndole, desde Lagarde (la del FMI), que tantos pueblos ha desgraciado, pasando por George Soros y otros multimillonarios criminales del mundo mundial. Greta dime quién te aplaude y te diré a quién sirves.

Claro, nadie dice que no salgamos a las calles a luchar contra la barbarie y pararles las patas, pero si no tenemos la visión más amplia y vemos la parte y no el todo, si nos creemos aún  que los reyes magos son los de oriente y que la paloma preñó a la virgen, seguiremos en las mismas.

Solución: denunciar y tratar de aplastar al capitalismo de nueva cuña. Que no se crean que somos  tontas.  Menos consumo innecesario y más equilibrio con las materias a nuestra disposición.

Menos el poder lo demás es ilusión.

*Historiadora, activista, feminista.

Anuncios
About el comunista (66314 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: