Anuncios

Petróleo y coronavirus obligan a América Latina a intervenir el dólar, aunque tímidamente

La última semana marcó un despegue del dólar frente a las monedas de América Latina que, según analistas, es explicable a partir de dos fenómenos, la inactividad por la pandemia de coronavirus y la caída de los precios del petróleo por la falta de demanda, y que puso a las administraciones en un dilema: ¿es mejor intervenir o dejar flotar la divisa estadounidense?

«Los fundamentos de la economía colombiana se mantienen sólidos y permiten absorber los choques externos; sin traumatismos severos sobre la actividad real y la estabilidad financiera», determinaron las autoridades del Banco de la República colombiano.

Sin embargo, horas después, la entidad emisora anunció la realización de una subasta por un monto de 1.000 millones de dólares por un plazo de 30 días, que tiene como meta atender las necesidades del mercado ante la escasez de la divisa.

El peso colombiano ya se devaluó alrededor del 8 por ciento con relación al dólar en lo que va del año, y el jueves superó las 4.000 unidades, un valor nunca antes visto.

Los más afectados con la subida del dólar serán los importadores, quienes adquieren fuera materias primas o tienen deudas en dólares, porque se volverán mucho más costosas para pagar.

Pero también el propio país, que tiene cerca del 21 por ciento de su deuda externa nominada en la divisa estadounidense, la cual ahora será más costosa de cubrir.

Por su parte, el presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), Jorge Bedoya, señaló a la emisora local La FM que, por ahora, el bolsillo de los consumidores no sentirá la volatilidad que ha tenido esa moneda.

«Es muy temprano para generar preocupación en los consumidores; hay que ver cómo se sigue comportando el precio del dólar; por un cambio en un día no se van a ver afectados los precios de los productos de la canasta familiar», dijo Bedoya.

Camilo Díaz, director de la Unidad de Análisis en Ciencias Económicas de la Universidad Nacional, no coincide con Bedoya y cree que, a pesar de que Colombia tiene unas importaciones sustanciales, cercanas a los 12.000 millones de dólares, éstas se van a volver mucho más costosas y se van a ver algunos bienes que van a subir de precio.

La pandemia de la enfermedad covid-19, surgida a fines de 2019 en el sureste de China, ya provocó más de 5.000 muertes en todo el mundo, además de cierres de fronteras, cancelación de viajes y regiones completamente aisladas.

Los precios del petróleo crudo de EEUU se asentaron alrededor del uno por ciento el viernes, mientras que registraron una pérdida del 25 por ciento en la semana, la peor caída semanal desde diciembre de 2008, cuando la crisis financiera estaba en marcha.

BRASIL

Esta semana, la Bolsa de São Paulo llegó a caer más de 10 por ciento, lo que obligó a interrumpir las negociaciones, algo que no pasaba desde 2017.

Una de las empresas más perjudicadas fue la petrolera semiestatal Petrobras, que llegó a perder un 24 por ciento del valor de sus acciones.

El presidente Jair Bolsonaro descartó rápidamente la posibilidad de intervenir para mantener los precios.

«Petrobras continuará manteniendo su política de precios sin interferencias (del Gobierno), la tendencia es que los precios caigan en las refinerías», pronosticó en Twitter.

El ministro de Economía, Paulo Guedes, dijo, por su parte, que todo el equipo económico está preparado y «sereno», aunque admitió que el coronavirus cortará la previsión de crecimiento de Brasil.

El miércoles, el ministerio de Economía rebajó la previsión oficial del 2,4 al 2,1 por ciento para 2020, aunque más tarde, Guedes dijo que, en el peor de los casos, el PIB puede crecer apenas un uno por ciento, la mitad de lo previsto inicialmente.

De momento no hay ningún plan de estímulo a la economía, porque el Gobierno considera que es pronto para calibrar los efectos reales.

MÉXICO

En una decisión similar a la de Colombia, México aumentó las líneas de «Coberturas Cambiarias del Dólar» para futuros, de 20.000 a 30.000 millones de dólares.

Esas coberturas alivian la presión en el mercado de divisas porque permiten comprar dólares a futuro, negociados a un precio preestablecido, lo cual «inyectó liquidez y confianza al mercado, y vimos un rebote del peso», según Herrera.

El doctor en Economía José Ignacio Martínez Cortés dijo a Sputnik que «el pánico provocado por la enfermedad de covid-19 no es propicio ante un escenario de estanflación (aceleración de inflación y estancamiento económico) para el segundo trimestre de 2020».

CHILE

Una medida semejante tomó Chile, cuyo Banco Central anunció una ampliación de sus programas de REPO y Swap de divisas, «ante el empeoramiento de las condiciones financieras de los mercados internacionales», según informó mediante un comunicado.

En el caso de los REPO, se incluyen operaciones con derivados con plazos a siete y 180 días, mientras que los swaps se agregarán plazos a 90 y 180 días.

URUGUAY

Desde que asumió el Gobierno de Luis Lacalle Pou el 1 de marzo, la cotización del dólar se incrementó alrededor del 15 por ciento respecto al último día de febrero.

La situación maniató a la nueva administración que, recién llegada, comenzaba a desplegar las medidas planificadas de antemano, como el aumento del orden del 10 por ciento en las tarifas de servicios y la reducción a la mitad del quite del IVA que el país hace por pagos con tarjetas de débito, decisiones tomadas para contener el déficit fiscal.

Uruguay optó por una «flotación sucia», como se conoce a la intervención ocasional, con el uso de reservas, para conducir el valor de la divisa según las necesidades; en esta semana, el Banco Central liberó más de 20 millones de dólares.

La oposición criticó esta medida, diciendo que el Gobierno potencia las incertidumbres que, en un contexto de paranoia, sólo consiguen que inversores y ahorristas se vuelquen a la moneda extranjera.

ARGENTINA

El dólar en Argentina se encarece en forma histórica ante cualquier imprevisto, no obstante, hay un factor que el resto de los países que vieron depreciar su moneda en este 2020 no tienen y es la reestructuración de la deuda.

Al preguntarle sobre la evolución del dólar a mediano plazo, el consultor Orlando Ferreres recordó a Sputnik que el país sudamericano tiene distintas cotizaciones de esta divisa.

«El dólar soja está a 41, el dólar con liquidación a 86, y el dólar financiero y para las importaciones está en 64, así que hay una diferencia muy grande entre todos ellos», puntualizó Ferreres, quien no descartó que el aumento de la divisa norteamericana dispare nuevos aumentos en una economía que recién en el último mes pudo desacelerar la inflación.

Los valores de los distintos tipos de dólar, en todo caso, subirán de acuerdo a la tendencia de Brasil y, según Ferreres, la posición dominante del país de habla portuguesa en el mercado internacional en cierto modo protegerá a Argentina de una devaluación agresiva.

En poco más de una semana, el otoño hará su aparición en la región y, con él, comenzará la época de gripes, un panorama nada alentador.

Sputnik

Anuncios
About el comunista (67844 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: