Pandemia. Barco a la deriva

Cada vez se vuelven más inverosímiles sus respuestas, cada vez más sus datos producen terror, cada vez más se duda de sus capacidades para coordinar los trabajos relativos a la pandemia mortal; cada vez más los mexicanos ven a uno y otro lado buscando soluciones sin encontrarlas y salvarse del contagio y, en muchos casos, de la muerte… Y nada… cifras-cifras-cifras…

Por Joel Hernández Santiago*

*joelhsantiago@gmail.com

Cifras que son simple y sencillamente números, estadísticas, gráficas, curvas ascendentes sin aplanamiento, advertencias, culpas de otros, contradicciones-contradicciones-contradicciones, negativas a lo dicho… de todo esto se nutren las conferencias vespertinas que presenta el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell con una frialdad y frivolidad pasmosas…

Y es que esas cifras representan vidas humanas, vidas que seres humanos nacieron para vivir, producir, hacer, participar, soñar, trabajar muy duro para subsistir, son familias enteras que hoy mismo, en este momento, viven el dolor interminable de seres queridos que se han ido, y muchos otros con el terror diario de familiares que han sido contagiados y a los que no se les puede ver para mostrarles el cariño, amor, fraternidad, solidaridad, apoyo… Y el miedo al contagio en millones. Es mundial. Es en México. Pero aquí pudo ser menor el impacto…

Una vez instalado en esta Coordinación fue el mismo doctor López Gatell quien organizó su equipo de trabajo, fue él mismo quien diseñó una estrategia de control; fue él mismo quien obedecía las instrucciones presidenciales para cómo operar la Coordinación nacional Covid 19…

Fue él mismo quien al principio de la pandemia dijo que no era nada qué temer y que la gente podía hacer su vida de manera normal, que era una enfermedad que llegaba del exterior; aun así hizo caso omiso de la exigencia mundial y nacional de controlar llegadas de pasajeros del exterior, para someterlos a exámenes serios y no de forma tan laxa, como fue…

Fue él mismo quien dijo que los aviones podían llegar a México libremente luego de que el gobierno de Estados Unidos había prohibido la entrada de aviones y pasajeros provenientes de Europa. Él mismo que dijo que ‘qué bueno’ que pudieran llegar por México.

Fue él mismo quien pidió no usar cubrebocas por considerarlo innecesario, sin embargo, luego de que los casos de transmisión del virus se multiplicaran a gran escala, este mensaje fue cambiado.

Fue él mismo quien ha dado fechas tentativas de “aplanamiento de la curva de contagio y muertes”, argumentando mediciones científicas, diciendo que entre el 8 y 12 de mayo se llegaría a la cima para luego descender. Y dijo que en México habría en este punto un máximo de 8 mil fallecidos. No fue así. Hoy lo sabemos.

Fue él mismo quien se opuso férreamente a llevar a cabo pruebas masivas para contener los contagios, una vez que se detectaran personas contagiadas y se diera búsqueda de su entorno.

Fue él mismo, desde su Coordinación, quien estableció, en el inicio, un procedimiento por el que se debería atender sólo a aquellos con síntomas de Covid-19 que hubieran tenido contacto con gente del exterior, a ellos y sólo a ellos; aun cuando los contagios ya estaban encima y eran internos.

Fue él quien señalaba estados del país con conflicto de descontrol, como señaló en particular a Jalisco, sobre todo porque el gobernador de aquella entidad, Enrique Alfaro, pidió llevar a cabo pruebas masivas para detectar contagios y evitar su dispersión…

Fue él quien dijo que tenía la Coordinación nacional para luego decir que sería cada Estado el responsable de su coordinación y quien más recientemente suspendió la aplicación del Semáforo debido “a la inconsistencia de información de los estados”…

Fue él quien de manea confusa aplicó colores al semáforo y luego de forma confusa diría quién sí y quien no podría salir del confinamiento rojo; esta confusión llevó a que muchos decidieran salir en masa en muchos lugares del país propiciando un crecimiento aun mayor de contagios y muerte…

Fue él quien a la vista de la desproporción de cifras con en el exterior insistió en que no se debía hacer comparativos con otros países porque es irreal, toda vez que proporcionalmente la situación mexicana está prácticamente fuera de control…

Fue él quien ha dicho –curándose en salud- que “es inútil buscar responsables por pandemia”… en el momento mismo en el que ya hay alrededor de 300 mil contagiados y 35 mil defunciones y cuando la famosa curva de crecimiento sigue en ascenso… sin control…

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió el viernes 10 de junio sobre la decisión de algunos países, como México de reabrir sus economías pese a mantener altas cifras diarias de contagios de Covid-19, y que ello puede tener muy negativas consecuencias para su salud pública. Esto sin duda es un señalamiento grave y una seria advertencia al gobierno mexicano.

¿Quién Coordinó estos trabajos para contener la Pandemia en México? ¿El gobierno político o el gobierno salud? Los resultados están ahí, a la vista. Cuando pase todo esto se harán cargos y abonos, responsabilidades y aciertos. Ya se ha insistido en la creación de un Consejo Colegiado de sabios mexicanos para que intervengan con su conocimiento para apoyar la contención de este mal, pero no, no hay respuesta.

Lo que es cierto es que hoy el barco está a la deriva, la tempestad y el oleaje no ceden y son muchos-muchos, los que están padeciendo los estragos y la tragedia que debieron contenerse desde un principio con una nave fuerte, firme, sólida y con rumbo… Sí, pero desafortunadamente no.

About el comunista (68963 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: