Condena pública: difunden la imagen del hombre que publicó la identidad de la víctima de La Manada

Alberto Quintana, quien publicó la identidad de la víctima de La Manada, no irá a prisión tras una cuestión técnica. La reducción de un día de la condena le permite evitar el ingreso, ya que no cuenta con penas de cárcel previas. Decisión muy criticada en redes sociales.

Sigue el caso de La Manada. Ahora, el hombre que difundió la identidad de la víctima de La Manada y publicó una fotografía cuando estaba siendo violada en las fiestas de San Fermín 2016 no irá a prisión. Así lo ha decidido la Sección Primera de la Audiencia de Navarra que le condena por un delito de revelación de secretos, ya que la imagen pertenecía a la investigación judicial, y contra la integridad moral, además de por difusión de imágenes y datos personales sin consentimiento. Sin embargo, al resolver sobre su recurso, le reduce la pena a dos años por una cuestión técnica.

Este detalle es clave, ya que Alberto Quintana, nombre del acusado, en un principio había sido penado con dos años y un día por el Juzgado de lo Penal número 4 de Pamplona. Al quitar un día a la condena, esta no rebasaría el umbral de los dos años justos, mínimo para evitar el ingreso en prisión, al no tener Quintana penas de prisión anteriores. Además, se rebaja la multa de 4.700 euros a 3.120 al considerar que el condenado no tiene ingresos superiores al salario mínimo.

Circunstancia que ha hecho que las redes sociales estallen. Centenares de usuarios han decidido compartir a través de Twitter la fotografía de la persona que hizo pública la imagen de la víctima de la violación de La Manada.

Alberto Quintana subió en diciembre de 2017 la fotografía de la joven que, según él, recibió de un grupo de Whatsapp. Esta iba acompañada del siguiente comentario: «La chica supuestamente violada por #LaManada ha pedido que no se difunda esta imagen porque quizá pensemos que solo era una golfa borracha».

Tras la lectura del tuit, la sentencia de febrero del juez de lo Penal descarta cualquier otro móvil que no sea vulnerar el derecho de intimidad de la denunciante. Principalmente, por lanzar el mensaje en una red social, con una cuenta abierta y utilizando la etiqueta #LaManada, con la que se favorece su difusión. La publicación fue compartida 16 veces y obtuvo 64 comentarios.

La víctima decidió no denunciarlo hasta abril de 2019, ya que confesaba «no tener fuerzas» para hacerlo antes. Durante su declaración en el juicio, la joven decidió no ver las imágenes por sentirse «ridiculizada y avergonzada» y temió «ser identificada como víctima de La Manada». Es más, hubo familiares y conocidos que se enteraron por esta publicación de que era ella la afectada. Al ser reconocida, abandonó sus estudios y pasó una temporada fuera de España.

El caso de La Manada

La madrugada del 7 de julio de 2016, durante los Sanfermines, una joven de 18 años fue violada por cinco hombres nacidos entre 1988 y 1991 en un portal de Pamplona. Acto que grabaron. Se les denominó La Manada por el nombre del grupo de Whatsapp que compartían.

A las horas del suceso, la víctima denuncia a sus agresores, que poco después son detenidos. Esto da paso a un largo proceso judicial en el que el fiscal pide 22 años y 10 meses de prisión para cada uno de los acusados. Se les imputan delitos de agresión sexual, intimidación y robo con fuerza. El 8 de julio de 2016 entraban en prisión provisional

El 26 de abril de 2018, la Audiencia de Navarra dio a conocer la sentencia en primera instancia. El tribunal navarro condenaba a cada uno a 9 años de prisión, pero descarta la agresión sexual y habla de un delito de abuso sexual, ya que el organismo no aprecia indicios de violencia e intimidación. Incluso, uno de los jueces pide la absolución de los cinco jóvenes. Este primer texto genera una gran polémica en España, donde se suceden las manifestaciones en apoyo de la víctima y en contra de la decisión judicial.

Condenados y víctima recurren al Tribunal Supremo de Justicia de Navarra, que confirma la sentencia por abuso sexual y no por violación. Previamente, ante la ausencia de una resolución firme, el 22 de junio de 2018, los miembros de La Manada salen de prisión en libertad condicional bajo fianza hasta la existencia de una sentencia definitiva.

El 21 de junio de 2019, el Tribunal Supremo elevó la condena a 15 años de prisión por considerar que sí existió agresión sexual. Según el texto, consideraron que hubo intimidación y que la víctima no dio su consentimiento. El Tribunal desestimó la versión alegada por la defensa de los acusados de que lo ocurrido fue una relación múltiple en la que la joven participó por iniciativa propia. El modo en que los acusados abandonaron el portal, dejando a la víctima desnuda, sola y sin teléfono móvil, «difícilmente» encaja en una «juerga pactada con ella», concluyen los magistrados.

El mismo 21 de junio de 2019, José Ángel Prenda, Alfonso Jesús Cabezuelo, Ángel Boza, Antonio Manuel Guerrero y Jesús Escudero ingresaron en prisión.

Sputnik

About el comunista (67178 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: