Un grupo de mujeres feministas detenidas en protesta contra violencia de género en México

Un grupo de 11 mujeres feministas y familiares de víctimas de violencia de género ocuparon el jueves pasado la sede de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México, entidad que rodea la capital mexicana, pero fueron desalojadas y detenidas por algunas horas desde la madrugada de este viernes, denunciaron colectivos feministas.

«Más de 100 policías maltrataron a nuestras compañeras, nos arrastraron y nos golpearon, algunas están embarazadas y con niños», denunció Magda Soberanes, una de las mujeres manifestantes detenidas, en un mensaje difundido en redes sociales tras ser liberadas, después de las 10:00 locales de este viernes (15:00 GMT).

Las mujeres denuncian casos de feminicidios sin solución hasta la fecha, y fueron detenidas en un operativo policial de las autoridades del municipio de Ecatepec de esa entidad, donde están las instalaciones del organismo gubernamental.

El desalojo y detención de las mujeres fue realizado «a petición de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México, por tratarse de un delito flagrante y luego de agotar las negociaciones», indica un comunicado.

Las inconformes también se solidarizaron con la madres de víctimas de la violencia que desde hace una semana mantienen ocupada la sede de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (ombudsman federal), en el centro histórico de la capital del país, con exigencias similares.

El tema fue abordado en la conferencia de prensa cotidiana del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien solicitó que el caso se investigue.

«Que se proteja a las mujeres, que no se les haga daño», planteó el mandatario a las autoridades de esa entidad, vecina de la Ciudad de México.

Minutos después, el gobernador del Estado de México, Alfredo del Mazo, del opositor Partido Revolucionario Institucional, publicó en su cuenta de Twitter que su administración local «reprueba las acciones llevadas a cabo por la Fiscalía del Estado de México en contra de las mujeres que se manifestaron».

MARCHA ATRÁS Y LIBERACIONES

El gobernador Del Mazo pidió que la Comisión de la Mujer y la secretaría de Justicia del estado de México, «apoyen a las mujeres para salvaguardar plenamente su integridad y sus derechos».

Las manifestantes lanzaron desesperadas denuncias por redes sociales poco después de la medianoche del jueves, responsabilizando a diversos funcionarios sobre el desenlace de la operación policial.

«Viviremos, volveremos y venceremos, en nombre de la justicia y la digna rabia», decía la alerta que reportaba una veintena de manifestantes bajo acoso policial.

Sin embargo, la Fiscalía local descartó que en las acciones de desalojo haya sido cometido «abuso de la autoridad».

Las instalaciones el organismo que opera con autonomía, con atribuciones de «defensor del pueblo», fueron allanadas.

«Es una burla, ni siquiera en una sede de defensa de los derechos humanos se respeta a las mujeres», dijo la denunciante Soberanes.

La ocupación se realizó en forma pacífica, imitando la toma de la sede de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), donde otras mujeres exigen la renuncia de su titular, Rosario Piedra.

En plena emergencia, la oficina del ombudsman federal lanzó un llamado para que «respeten y salvaguarden los derechos humanos de las mujeres y niños que se manifestaban contra los feminicidios».

La mañana de este viernes, la CNDH emitió un comunicado en el planteó que «el diálogo es la única opción», y llamó a «no violentar los derechos de las personas detenidas mediante el uso de la fuerza».

El organismo nacional enfatizó que «bajo ninguna circunstancia podemos aceptar el uso de la fuerza en contra de ninguna manifestación de víctimas del delito (…), no más violencia».

La noche del 3 de septiembre, familiares de una menor que sufrió abuso sexual en una escuela privada del estado San Luis Potosí (centro), se amarraron inmuebles y tomaron la sede del ombudsman federal, para exigir detención del agresor, que fue liberado por las autoridades.

Después presentaron un pliego de exigencias para la investigación y solución de casos de violencia contra mujeres.

La titular de la secretaría federal de Gobernación (Interior) Olga Sánchez Cordero consideró que las demandas de las familias de víctimas están siendo atendidas y que «no hay motivo para que sigan dentro de las instalaciones».

López Obrador también criticó que hayan sido lanzadas a la calle y pintarrajeadas imágenes del expresidente Francico I Madero, uno de sus próceres favoritos, cuyo fusilamiento en 1913 desencadenó la Revolución Mexicana.

Sputnik

About el comunista (68490 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: