CDR: 60 años defendiendo a la Revolución cubana desde el barrio

Seis décadas después, los Comités de Defensa de la Revolución (CDR), la organización de masas más numerosa de Cuba, con cerca de 8.224.000 miembros, siguen apostando a su principal misión que consiste en defender desde el barrio, el proyecto social construido en la isla en los últimos 60 años.

Por Miguel Fernández Martínez*

«Las razones de la fundación de los CDR siguen siendo las mismas al cabo de 60 años, tenemos el mismo vecino (Estados Unidos), el imperio más agresivo del mundo, y que ha cultivado en estas seis décadas los mismos deseos y las mismas ansiedades de destruir la Revolución cubana», comentó a Sputnik el vicecoordinador nacional de esta organización, Vladimir Sauri.

La noche del 28 de septiembre de 1960, durante un acto de masas convocado por el nuevo Gobierno revolucionario cubano, debajo de uno de los balcones del antiguo Palacio Presidencial, en La Habana, se escucharon las detonaciones de bombas y petardos colocados por grupos opositores a la revolución popular que había triunfado un año y medio antes.

Fidel Castro, líder de la Revolución triunfante, respondió a las detonaciones con una invitación al pueblo que recibió un aplauso atronador: «Vamos a establecer un sistema de vigilancia revolucionaria colectiva. Están jugando con el pueblo, y no saben todavía quién es el pueblo… no saben todavía la tremenda fuerza revolucionaria que hay en el pueblo», dijo Fidel Castro en esa ocasión, hace 60 años.

NUEVOS TIEMPOS

En opinión de Sauri, toda organización que cumple 60 años de existencia tiene necesariamente que actualizarse, revisarse por dentro, buscar mecanismos más dinámicos, y –aseguró- «en eso andamos los CDR».

«En estos años –dijo- han transitado varias generaciones, desde las que fundaron, que hoy ya tienen más de 70 años de edad pero en aquella época eran jóvenes o adolescentes, muchos de ellos todavía vivos, y las generaciones posteriores que en todos estos años se han ido incorporando».

Afirma además que el espíritu de la fundación de los CDR, el objetivo por el que fueron fundados, está hoy más latente que nunca. Aunque «hoy no hagamos las mismas cosas como cuando nació la organización hace 60 años», indicó.

«La vida cambia, se actualiza, y por eso la mayoría del pueblo se aglutina alrededor de ella», subrayó el vicecoordinador nacional.

Ahora, comenta a esta agencia, el principal reto que tiene la dirección actual de los CDR es darle frescura a la organización, vincular a las nuevas generaciones de cubanos, «porque esa es la continuidad que sostendrá las bases por las que nacimos».

«Somos el resultado de una revolución naciente, hecha por jóvenes, de los humildes, con los humildes y para los humildes, que puso la defensa de esa revolución en manos del pueblo», enfatizó Sauri.

CEDERISTAS FRENTE AL CORONAVIRUS

Como parte de la batalla contra la pandemia provocada por la enfermedad covid-19, los más de 138.000 comités de barrio que existen en Cuba, se han puesto en función de contribuir con las autoridades sanitarias en la tarea de frenar la propagación del nuevo coronavirus SARS-CoV-2.

Antes que se declarara la epidemia en Cuba, los CDR establecieron audiencias sanitarias a nivel local, cuadra a cuadra, barrio a barrio, explicando a los vecinos la importancia del uso de las mascarillas, las medidas higiénico-sanitarias a seguir, y en dar a conocer los posibles síntomas de esta enfermedad.

Ya durante el confinamiento, contribuyeron a la identificación de las personas en riesgo, en los pesquisajes en apoyo a los especialistas sanitarios, y la distribución de alimentos y medicamentos a las personas más vulnerables.

También se crearon destacamentos juveniles, que actualmente cuenta con 23.000 miembros, que colaboran voluntariamente en hospitales, centros de aislamiento, en acciones de limpieza, distribución de alimentos a enfermos y otras tareas emergentes.

El año pasado, precisó el dirigente de los CDR, los miembros de esta organización hicieron 412.000 donaciones voluntarias de sangre, y en lo que va de año, a pesar de las limitaciones de movilidad, ya se acumulan 242.000.

«Los CDR ya son parte de la vida de los cubanos. Los números y los resultados del trabajo hablan por sí solos», subrayó Vladimir Sauri.

Seis décadas después, la comunidad en Cuba sigue aglutinada a esta organización que se niega envejecer y que, en opinión de sus líderes, seguirá defendiendo en el barrio las conquistas sociales alcanzadas.

*Sputnik

About el comunista (68504 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: