La estrategia rusa en el mar Negro: ¿sin oportunidades para la OTAN?

Rusia está probando en el mar Negro el más reciente sistema de monitoreo automático de superficie Strateguiya (Estrategia, en español). Este desarrollo permitirá a Rusia impedir que se violen sus fronteras estatales, opina el columnista de la edición en ruso de Sputnik, Andréi Kots.

«El sistema Strateguiya es único porque combina las capacidades de todos los radares sin excepción que vigilan el mar Negro, tanto los costeros como los basados en buques. Los radares que operan sobre el horizonte y que escanean un radio de más de 1.000 kilómetros podrían conectarse para monitorear las regiones remotas», comentó a Sputnik Víktor Murajovski, editor jefe de la revista Arsenal Otechestva.

Según el experto, la característica clave de la nueva tecnología es su alta automatización.

Murajovski señaló que «un sistema similar se está desplegando también en la zona del Ártico».

Los desarrolladores aseguran que el Strateguiya podrá utilizar no solo el radar, sino también los sistemas de información automatizados basados en satélites y en tierra y los canales internos para transmitir información sobre los objetos a la flota. Además, interactuará de forma bilateral con medios y sistemas técnicos, de los que recibe datos.

La OTAN cada vez más activa en el mar Negro

El control de la situación en el mar Negro es importante para Rusia, señala Andréi Kots. En los últimos años, los buques de la OTAN han entrado regularmente en esta zona. 

Serguéi Rudskói, jefe de la Dirección de Operaciones del Estado Mayor ruso, informó en septiembre que los aviones de reconocimiento extranjeros en la región del mar Negro han volado este año con un 40% más de frecuencia que en 2019.

El pico de la actividad de la OTAN llegó en julio, cuando se realizaron los ejercicios Sea Breeze 2020 que involucraron a unos 2.000 soldados de Estados Unidos, Ucrania, Bulgaria, Georgia, Noruega, Rumania, España y Turquía, más de 25 barcos, así como la aviación.

De hecho, lo único que impide a las fuerzas navales de la OTAN maniobrar constantemente en el mar Negro es la Convención de Montreux, firmada en 1936, recuerda Kots. El acuerdo limita la presencia de buques de guerra de Estados no pertenecientes al mar Negro en las aguas a tres semanas. Además, el convenio estipula que puede haber simultáneamente en el mar Negro hasta nueve buques de este tipo.

Por supuesto, las marinas extranjeras están interesadas en Crimea, señala el columnista. Las naves de ciertos países occidentales se han acercado repetidamente a la península, aviones de reconocimiento y drones sobrevuelan las fronteras del espacio aéreo ruso. La Alianza está tratando de determinar la ubicación de las instalaciones militares en Crimea, entre otras cosas.

Rusia derrotaría a cualquier coalición en la región

Sin embargo, la OTAN y EEUU apenas tienen oportunidades contra Rusia en el mar Negro, según el informe de este diciembre del centro analista estadounidense RAND.

Al modelar un enfrentamiento entre los países de la OTAN y la flota del Mar Negro resultó que Rusia podría derrotar a «cualquier coalición» en estas aguas.

El columnista Kots observa que Moscú realmente tiene algo con qué responder a una posible agresión: las fuerzas navales desplegadas en la región se reponen regularmente con nuevos buques y submarinos con potentes sistemas de ataque. Además, la propia Crimea, a la que se suele llamar «portaviones terrestre», cuenta con un impresionante grupo militar, equipado con los más modernos medios de defensa antiaérea y sistemas de misiles antibuque, agrega.

Sin embargo, los analistas del RAND llegaron a la conclusión de que la mejor estrategia para Rusia es utilizar las tácticas de ‘divide y vencerás’ para impedir que cualquier coalición potencial desafíe el dominio ruso en el mar Negro.

«El problema para EEUU es que Rusia no necesitaría ir a la guerra para lograr sus objetivos. El modelo demostró que Rusia podría usar una estrategia de palo y zanahoria para desbaratar cualquier coalición antirrusa en el mar Negro y hacerlo sin recurrir a la fuerza», señala el diario Fobres con referencia al informe.

En particular, los analistas estadounidenses opinan que Rusia podría recurrir a una presión militar tácita, como el seguimiento de los barcos de la OTAN o el despliegue de misiles adicionales en Crimea, así como usar operaciones cibernéticas y la guerra de la información.

Sputnik

About ELCOMUNISTA.NET (74515 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: