Europa compite con EE.UU. por el primer lugar en consumo de cocaína

Esta es la competencia más loca y absurda, un continente contra un país viendo quien consume más una droga.

Por Gilberto Díaz Meza*

En una reciente publicación del instituto Samuel Robinson se analiza el cierre de fronteras globales y concluyen que por la pandemia no disminuyó el tráfico de cocaína, las incautaciones de grandes cargamentos en puertos europeos son la clave, así lo confirman.

En abril de 2020 hubo incautaciones de más de 16 toneladas en España, Holanda y Bélgica, así lo señala el informe de Europol y el Observatorio Europeo de Drogas. Cifras de Naciones Unidas estiman que 500 millones de contenedores surcan los mares del mundo cada año. Nueve de cada diez bienes comercializados pasan por un contenedor y varios puertos hasta llegar a destino. Pero menos del 2% llegan a ser inspeccionados.

Según el Centro Europeo de Monitoreo de Drogas y Drogadicción, a las ciudades europeas llega la cocaína con la mayor pureza que se conoce en la historia reciente (un 69% en promedio, y en varios casos por encima del 85%). Diez años atrás la pureza de la cocaína incautada promediaba el 50%.

En 2018, la Unión Europea rompió todos los récords conocidos de incautaciones, con 110.000 decomisos de cocaína reportados en un año. Según el Observatorio Europeo de Drogas, al menos 18 millones de europeos de entre 15 y 64 años la han consumido.

En los primeros cuatro meses de 2020, las incautaciones provienen principalmente de Ecuador y de Brasil, que han desplazado incluso a Colombia, por lo menos en el puerto de Amberes, Bélgica, uno de los más importantes receptores de cocaína del mundo.

Entre 2005 y 2018, el cultivo se duplicó en Colombia según el Monitoreo de territorios afectados por cultivos ilícitos 2018, de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD). En su último estudio nacional sobre Colombia, la ONUDD señala que entre 2013 y 2017 el área sembrada con hoja de coca casi se duplicó en el país y que en el mismo periodo también se ha duplicado la fabricación de clorhidrato de cocaína. Ahora hay que destacar que tienen 9 bases militares de EE, UU para controlar el narcotráfico, ¡que estupidez tan grande!

Un reporte sobre Perú, en cambio, apenas registra un leve crecimiento en cantidad de hectáreas sembradas. Pero lo sustantivo en todos los casos con la producción de hoja de coca es la notable mejora en su rendimiento tanto en área sembrada por kilo como en la mayor extracción de alcaloide.

Ahora en un reciente trabajo de investigación publicado en El País de España, se refleja lo siguiente: “los cárteles-monopolio al estilo Pablo Escobar, que organizaban toda la operación desde la plantación a la distribución, no eran estructuras preparadas para sobrevivir en el tiempo. Desde que los grandes cárteles colombianos se empezaron a fragmentar en los años noventa, el negocio del tráfico se fue dislocando y tercerizando”.

Por qué es importante, en los próximos meses, Europa podría estar sumando a su lista de crisis, una más por consumo de opio, tal como lo ha registrado Estados Unidos consecuentemente las últimas décadas. Esto, sumado a la segunda ola de contagios por covid-19 en la mayoría de sus países, dibuja un porvenir desalentador para las comunidades vulnerables, que frecuentemente son las más golpeadas por estas tragedias.

Las cifras aquí presentadas también sirven para desmontar la matriz de opinión difundida a nivel mundial sobre Venezuela y su “narco gobierno” o, “Venezuela puerto para el tráfico de drogas”. En la región los números siguen apuntando a Colombia, país que, a pesar de romper anualmente los récords en producción y tráfico, no es señalada por ningún otro país u organismo internacional de narcoestado.

*Caracas

About ELCOMUNISTA.NET (74511 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: