La ciencia encontró un posible bloqueador del COVID-19: ¿dormir?

A un año de que surgiera el brote de COVID-19 en China, hay algunas conclusiones que los científicos ya han logrado sobre la enfermedad: que el coronavirus puede causar insomnio y cambios a largo plazo en nuestro sistema nervioso. Ahora revelaron que el sueño podría ser una de las claves para terminar la pandemia. ¿Qué tan bien estás durmiendo?

La melatonina, conocida como la hormona del sueño, cada noche sale disparada de las glándulas pineales de nuestro cerebro y entra en la sangre, induciendo el sueño. Pero la melatonina también juega un papel importante en la calibración del sistema inmunológico. Esencialmente, actúa como un moderador para ayudar a evitar que nuestras respuestas autoprotectoras «se vuelvan locas».

Ese es el problema básico que enfrentan muchos enfermos con COVID-19, el estado leve puede convertirse rápidamente en uno crítico.

El físico analista de datos de la Clínica Cleveland (Ohio, Estados Unidos) Feixiong Cheng utilizó inteligencia artificial para buscar pistas ocultas en la estructura del SARS-CoV-2, y encontró que el virus podría ser potencialmente bloqueado por la melatonina, según informó en The Atlantic James Hamblin, profesor en la Escuela de Salud Pública de Yale (Connecticut, Estados Unidos).

El estudio sobre la melatonina y el COVID-19

Durante meses, Cheng y sus colegas reunieron los datos clínicos de miles de pacientes que fueron atendidos en su centro médico. Encontraron que las personas que tomaban melatonina tenían probabilidades significativamente menores de desarrollar COVID-19, y mucho menos de morir. 

Según Hamblin, actualmente se están llevando a cabo ocho ensayos clínicos en todo el mundo para ver si estas correlaciones entre la melatonina y el COVID-19 se confirman. «Pocos otros tratamientos están recibiendo tanta atención de investigación», asegura. 

Si la melatonina realmente demuestra ayudar a la gente, sería la medicina más barata y de más fácil acceso para contrarrestar el COVID-19. Sin embargo, Cheng hace hincapié en que no recomienda automedicarse con melatonina. «Su aparente beneficio para los pacientes de COVID-19 podría ser simplemente una correlación espuria o, tal vez, una señal que nos alerta sobre algo más que está mejorando los resultados», explica Hamblin. Quizá la clave esté en la función que controla la melatonina: el sueño.

De hecho, varios misterios de cómo funciona el COVID-19 convergen en la cuestión de cómo la enfermedad afecta a nuestro sueño, y cómo nuestro sueño afecta a la enfermedad. As que para desasnarnos, la ciencia tendrá que seguir avanzando.

Sputnik

About ELCOMUNISTA.NET (74560 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: