Sputnik V va ganando adeptos en Europa entre ‘efectos colaterales’ políticos

Antes de haber inoculado su primera dosis en Europa, la vacuna Sputnik V muestra ya ‘reacciones secundarias’ con tintes políticos. Los debates sobre la posibilidad de utilizar la vacuna rusa, aún pendiente de aprobación por parte de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA), dividen a la UE e incluso provocó la dimisión del primer ministro y el ministro de salud de Eslovaquia. Mientras tanto, cada vez son más los países y regiones europeos que quieren apostar por ella.

Por Natasha Vázquez*

DEBATE IDEOLÓGICO VS SALUD

A terminar el «debate ideológico» sobre la vacuna rusa Sputnik V llamó el primer vice primer ministro y jefe del centro nacional de Chequia contra el covid-19, Jan Hamacek, agregando que Praga no debe esperar pasivamente una decisión de la EMA, sino ponerse en contacto con Rusia y garantizar el suministro tras su aprobación.

Si la República Checa no lo hace, corre el riesgo de permanecer al margen, observando cómo «varios países occidentales usan la vacuna aprobada por la EMA y la incluyen en su cartera», aseguró.

«Cuando la vacuna pase el mecanismo de certificación, la República Checa debe tener un acuerdo preparado con Rusia o con las plantas que producirán la vacuna rusa en Europa, para que Sputnik V compense la escasez de vacunas occidentales», subrayó Hamacek.

Por otra parte, el presidente de la República Checa, Milos Zeman, advirtió anteriormente que bastaría la aprobación del regulador nacional para el uso de Sputnik V en el país. El mandatario criticó a la EMA por la lentitud de la autorización mientras decenas de personas fallecen cada día debido a la escasez de vacunas.

Además, Zeman informó que el 47 por ciento de los participantes de un sondeo realizado recientemente declararon que estaban dispuestos a vacunarse con Sputnik V en lugar de esperar más tiempo por otros fármacos contra el coronavirus.

AUSTRIA VE «POSIBLE» LA COMPRA DE LA VACUNA

Austria finalizó las negociaciones con Rusia sobre el suministro de la vacuna Sputnik V y considera «posible» comprar el fármaco ruso, declaró el canciller austriaco, Sebastian Kurz.

El canciller indicó que la adquisición de un millón de dosis de la vacuna rusa aceleraría la campaña de inmunización en su país.

Austria podría registrar Sputnik V a nivel nacional si el proceso de aprobación del fármaco ruso por la EMA sigue dilatándose.

PARÍS USARÁ LA VACUNA AUNQUE SEA RUSA

Francia, por su parte, usará la vacuna Sputnik V contra el coronavirus «pese a su nacionalidad», si en Europa queda probada su eficacia, declaró el jueves el portavoz del Gabinete de Ministros francés, Gabriel Attal.

El líder del partido Francia Insumisa y ex candidato presidencial, Jean-Luc Melenchon, dijo antes que París está informado sobre la eficacia de Sputnik V desde noviembre de 2020, cuando una misión francesa visitó Moscú, pero se niega a solicitar sus suministros por razones ideológicas.

Attal recordó que EMA estudia las vacunas para garantizar su inocuidad y eficacia.

«Sputnik V está en la etapa de evaluación por la EMA. Vuelvo a repetir nuestra posición: no miramos la «nacionalidad» de la vacuna, sino a su eficacia e inocuidad. Es lo único que nos interesa. Cuando esta agencia independiente nos diga que la vacuna es inocua y eficaz, probablemente aprovechemos esa oportunidad para hacer bien a nuestra población», explicó el portavoz.

ALEMANIA APUESTA POR SPUTNIK V

Representantes del Gobierno alemán comenzaron a examinar con el RDIF la posibilidad de adquirir la vacuna Sputnik V, según una publicación en la cuenta oficial del fármaco en Twitter.

La llegada de Sputnik V podría facilitar la campaña de vacunación en Alemania, afirmó el ministro de Salud alemán, Jens Spahn, matizando que estos suministros dependerán de que el fármaco ruso reciba el visto bueno del regulador europeo.

El ministro insinuó que el proceso de registro de la vacuna rusa en el bloque comunitario se dilata por la falta de datos.

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, afirmó anteriormente que Rusia había presentado todos los documentos necesarios para la autorización de su vacuna anticovid por la EMA.

Mientras tanto, dos estados federados de Alemania, Baviera y Mecklemburgo-Antepomerania, decidieron no esperar más y han iniciado conversaciones con Rusia para asegurarse el suministro de la vacuna.

ESPAÑA A LAS AUTONOMÍAS: NO COMPREN VACUNAS POR SU CUENTA

Ante el ejemplo alemán, el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, instó a las comunidades autónomas del país a no intentar comprar vacunas por su cuenta porque, a su modo de ver, la compra centralizada europea es la forma más eficiente de obtener las dosis.

La semana pasada saltó a la prensa española que la Comunidad de Madrid mantuvo reuniones con la empresa Iberatlántica –cuyo director ejecutivo es cónsul honorario de Rusia en la ciudad gallega de Vigo– para explorar la posibilidad de hacerse con el fármaco.

Tras la aparición de estas informaciones, Sánchez dijo no oponerse a la llegada de la vacuna rusa a España, pero siempre bajo el paraguas de la compra centralizada europea.

En adición, la Comunidad de Andalucía anunció que durante esta semana sus representantes mantendrán contactos con los fabricantes de la Sputnik V para tantear la posibilidad de compra.

ESLOVAQUIA EN EL OJO DEL HURACÁN SPUTNIK V

En Eslovaquia, Sputnik V ha causado ya más de una tormenta política.

A principios de marzo, este país compró a Rusia la vacuna Sputnik V por iniciativa de los entonces primer ministro Igor Matovic y el ministro de Salud Marek Krajci.

El hecho provocó un escándalo en las filas de la coalición gobernante, porque Matovic no lo hizo saber a los colegas del gabinete de ministros ni a la presidenta eslovaca, Zuzana Caputova, que estaban en contra del uso de vacunas aún no aprobadas por el regulador europeo.

La situación se agravó a tal punto que el ministro de Salud decidió dimitir a principios de marzo y a finales del mismo mes también presentó su dimisión Matovic, que poco después fue nombrado vice primer ministro y titular de Finanzas de Eslovaquia.

Ahora, el Ministerio de Salud de Eslovaquia se apresura a aclarar que permitirá la vacunación solo con los fármacos aprobados por la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) o por un «laboratorio certificado»,

El actual ministro de Salud, Vladimir Lengvarsky, aseguró que muchos ciudadanos eslovacos están interesados en vacunarse con Sputnik V, y es responsabilidad de las autoridades facilitar el fármaco a la población.

RUSIA A LA ESPERA DE LA EMA

Sputnik V fue la primera vacuna registrada en el mundo contra el coronavirus, desarrollada por el Centro de Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleya con la financiación del RDIF.

A principios de febrero, la revista científica británica The Lancet publicó los resultados del ensayo clínico de fase III de la vacuna, que confirman una seguridad y eficacia del 91,6 por ciento.

El pasado 4 de marzo la EMA inició el proceso de autorización de Sputnik V. El ente expresó la esperanza de que la evaluación de la vacuna rusa se realice a ritmos acelerados, pero aún sin precisar la posible fecha de aprobación del fármaco.

Hasta ahora, la Sputnik V fue autorizada en unos 60 países, entre ellos dos Estados miembros de la Unión Europea (Eslovaquia y Hungría).

Mientras tanto, en Moscú esperan la aprobación de la EMA en un futuro próximo, declaró el viceministro de Exteriores Alexandr Grushkó.

Rusia, apuntó, está dispuesta a cooperar con la Unión Europea en la lucha contra el SARS-CoV-2, convertida ahora en «una arena de enfrentamientos políticos e ideológicos» que impide hacer frente a esta amenaza común, que «no reconoce fronteras ni elige personas en función de su nacionalidad».

*Sputnik

About ELCOMUNISTA.NET (77751 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: