Se dispara el mercado negro de oxígeno en los países más golpeados por la pandemia

Latinoamérica y África han sufrido esta situación que ahora vive India, convertida en epicentro de la pandemia actualmente.

La India es el segundo país en número de casos diagnosticados por COVID-19 con más de 26 millones y ha superado las 300.000 muertes, tercero del mundo. La dureza con la que la pandemia está golpeando al segundo país más habitado del planeta con más de 1.400 millones ha provocado una escasez de oxígeno que ha disparado el mercado negro de bombonas. 

En redes sociales, han proliferado los distribuidores ilegales que han elevado los precios de manera exponencial. Si el alquiler de una bombona rondaba los 22 euros hace unos meses ahora se sitúa en los 450 y la compra se ha triplicado (de unos 280 hasta por encima de los 750). La alerta por la falta de oxígeno en el país también ha provocado un acaparamiento de las clases sociales más altas. 

En La India, la clandestinidad sanitaria no acaba en la venta ilegal de oxígeno. También han aumentado las clínicas sin licencia y el tráfico de vacunas y medicamentos. Es imposible encontrar remdesivir en las farmacias.

La escasez de oxígeno ha disparado los precios en África y Latinoamérica

La escasez de oxígeno también golpea al continente africano. «Somos pobres y pagamos trece veces más por un litro que nuestros vecinos ricos», lamenta un keniano. Y lo mismo ha ocurrido en Latinoamérica en las zonas con picos de contagios: Brasil, Perú o México.

El mayor desarrollo del crimen organizado en un país como México, hace que se produzcan asaltos violentos a camiones con bombonas de oxígeno y luego los venden a precios inflados en el mercado negro. En Perú o Brasil, suelen ser personas que se hacen pasar por pacientes o voluntarios para conseguir los tanques, explica en una entrevista el periodista Javier Castillo, quien asegura que las organizaciones criminales se adaptaron a la “nueva normalidad”.

La policía también ha detectado en el país centroamericano páginas falsas que estafaban a enfermos desesperados por conseguir oxígeno, han pagado y no han recibido nada a cambio. En Colombia, es gratis, pero hay que ir a buscarlo. A veces, la desigualdad no es cuestión de dinero.

RTVE

About ELCOMUNISTA.NET (76427 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: