«Hay que garantizar protección a los hogares sin ingresos, subir el SMI y generalizar las cláusulas de salvaguarda en la negociación colectiva»

La pandemia ha aumentado los hogares sin ingresos de origen laboral que, junto con los hogares con menores ingresos, sufren en mayor medida el impacto negativo de la subida de bienes básicos, mientras que el ingreso mínimo vital sigue sin llegar a la mayoría, el subsidio extraordinario de desempleo es insuficiente y se congela el SMI. El alza de los precios desborda la subida salarial pactada para 2021, lo que hace necesario generalizar las cláusulas de salvaguarda salarial para proteger el poder adquisitivo.

En junio la variación del IPC fue del 2,7% anual, igual a la del mes anterior. Gran parte de la variación de junio se explica por el alza de los precios de la electricidad y los alimentos y bebidas no alcohólicas, que son los que más han contribuido al alza de los precios en lo que va de año junto a los carburantes y combustibles. La variación mensual de los precios (junio sobre mayo) es de cinco décimas y la inflación subyacente –sin energía ni alimentos perecederos- sube dos décimas hasta el 0,2% anual y se sitúa 2,5 puntos porcentuales por debajo del IPC general.

Lola Santillana señala que “la pandemia y la crisis asociada han incrementado las cifras de paro y de hogares sin ingresos de origen laboral (salario, pensión o prestación por desempleo), que no han logrado rebajar las medidas de protección social extraordinarias adoptadas por el gobierno, en particular, el Ingreso Mínimo Vital. Este ingreso solo beneficia de momento a un 30,5% de los hogares potenciales un año después de su aprobación, como consecuencia del alto grado de exigencia en la justificación administrativa para conseguirlo”.

“Tampoco se entiende, advierte la responsable de Empleo de CCOO, la congelación del SMI, cuando se ha aprobado la subida de las pensiones (0,9% las contributivas y 1,8% las no contributivas) y de los empleados públicos (0,9%), lastrando tanto el poder adquisitivo de los trabajadores con menores ingresos como los ingresos de la Seguridad Social!.

Por otro lado, en mayo de 2021 los convenios colectivos registrados cubren a 4,7 millones de trabajadores/as, una cifra inferior a la de años anteriores a estas alturas del año, y con una subida salarial media pactada en el 1,56%, inferior a la del año pasado. Hasta mayo, solo el 17% de la población asalariada con convenio dispone de cláusula de garantía salarial, ante lo que Lola Santillana defiende “la necesidad de generalizar las cláusulas de salvaguarda salarial para proteger el poder adquisitivo de los salarios”.

CCOO

About ELCOMUNISTA.NET (77656 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: