Diputados bolivianos aprueban presupuesto 2022 de línea estatista

El parlamento de Bolivia dio este viernes media sanción al presupuesto nacional 2022 presentado por el Gobierno de Luis Arce, que refuerza el papel dominante del Estado en la economía para alcanzar un crecimiento de 5,1 por ciento, anunció el líder de la Cámara de Diputados, Freddy Mamani.

«Después del debate y la explicación del ministro de Economía (Marcelo Montenegro), se han aclarado dudas y en función a eso se ha aprobado el Presupuesto General del Estado 2022, que tiene como base los pilares fundamentales (salud, educación y reactivación económica)», dijo Mamani, presidente de la Cámara baja citado por la agencia estatal ABI.

La mayoría oficialista en Diputados aprobó el proyecto en una sesión que concluyó en la madrugada, al cabo de casi 12 horas de debate en el que la oposición, sin posibilidades de alterar el presupuesto, cuestionó los altos gastos previstos, en especial inversiones públicas y financiamiento de empresas estatales.

Se prevé que el Senado, controlado también por el gobernante Movimiento Al Socialismo (MAS), aprobará en definitiva el presupuesta la próxima semana, antes del receso de fin de año.

CONTROVERSIA

La oposición conservadora utilizó gran parte del debate para rechazar la justificación gubernamental del alto gasto destinado a consolidar la reactivación de la economía tras la crisis y la pandemia de covid-19.

«La economía no se está reactivando, los indicadores contradicen lo que sostiene el Gobierno», dijo, según medios locales, el diputado José Luis Pórcel de la alianza derechista Comunidad Ciudadana, al citar que la deuda externa se multiplicó por más de cuatro y las reservas cayeron en 67 por ciento en la última década.

«El gasto público programado por el Gobierno para 2022 representa el 84 por ciento del Producto Interno Bruto, que ronda los 40.000 millones de dólares», añadió.

Otros opositores cuestionaron que el presupuesto asigne más del doble de recursos al financiamiento de empresas públicas que a las administraciones regionales, lo que consideraron un modelo centralista que afectaba a las autonomías.

Mamani dijo que las observaciones opositoras eran «falacias para confundir a la población», y aseguró entre otras cosas que el presupuesto contempla un aumento de 4 por ciento de los recursos para las administraciones regionales, gobernaciones y municipios.

El presupuesto general de 2022 prevé un gasto total de 235.000 millones de bolivianos (unos 33.770 millones de dólares), que sube a 304.000 millones locales (43.380 millones de dólares) si se incluye a las empresas públicas, con crecimiento de 2,9 por ciento sobre el 2021.

Por primera vez, los gastos destinados a los sectores de salud y educación subirán en cada caso al diez por ciento del gasto total, destacó el ministro de Economía, Marcelo Montenegro, en su explicación a la cámara.

El crecimiento de 5,1 por ciento previsto para el 2022 consolidaría la recuperación de 4,4 por ciento prevista para este año, en contraste con la caída de 8,8 por ciento de 2020, que el Gobierno de Arce atribuye tanto a la pandemia como la «mala gestión» de la administración transitoria de Jeanine Áñez.

Las metas generales del año próximo incluyen una inflación acumulada de 3,4 por ciento, la reducción del déficit fiscal a 8,0 por ciento del PIB, desde el 9,7 por ciento de este año, y un aumento de las inversiones públicas al equivalente de 5.015 millones de dolares, desde los 4.011 millones de 2021.

El cambio monetario seguirá en 6,96 bolivianos por dólar a la compra, invariable desde hace más de una década.

Sputnik

About ELCOMUNISTA.NET (82556 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: