Este es el vehículo todoterreno ruso ideal para sobrevivir en el fin del mundo

Este enorme camión te llevará por ríos helados, dunas de nieve e incluso ciénagas.

Una pequeña empresa privada rusa, Makarov All-Terrain Vehicles, ha creado el vehículo perfecto para el Ártico: el camión todoterreno ‘Burlak’.

Este monstruo metálico es capaz de batir dunas de nieve de 5 metros de altura, árboles caídos, rocas, e incluso puede atravesar a nado ríos y embalses helados con una carga de más de una tonelada a bordo.

¿Qué es el ‘Burlak’?

El ‘Burlak’ está optimizado para viajar por las carreteras de invierno y la nieve profunda de la región ártica e impresiona incluso por su aspecto. Es una enorme máquina civil que es incluso más grande que un camión militar Ural-4320 (haz clic aquí para saber más sobre los vehículos Ural que se utilizan en Rusia). El ‘Burlak’ es 24 cm más ancho y 70 cm más alto que él. También es imposible entrar en la cabina sin una escalera especial. El espacio libre, incluso con la carga completa, es de 70 cm. El diámetro interior de las ruedas es de 80 cm.

El motor de ‘Burlak’ está instalado en la parte delantera. Debido a que el vehículo “cabecea” en el agua, pero luego se alinea en la superficie y “flota” hacia adelante. Los productores también sugieren que el vehículo no se hundirá en ninguna circunstancia, ya que cada una de sus ruedas tiene una presión interna de 0,1-0,4 atmósferas que permite a la máquina nadar incluso con 2 toneladas de carga adicional dentro del vehículo.

Además, los principales sistemas ‘Burlak’ (transmisión, sistema de frenos, etc.) están ocultos en la llamada “caja”, que se calienta constantemente por efecto del calor del motor.

En pocas palabras, el ‘Burlak’ flota en el agua, rompe el hielo fino y sale del líquido elemento para circular sobre hielo sólido. Todo funcionará perfectamente incluso en las heladas más feroces del Ártico.

Cómo se creó

Los desarrolladores tuvieron la idea de crear un camión pesado todoterreno durante un viaje a los montes Urales. Resultó que ningún vehículo existente es capaz de atravesar los ríos, avanzar por encima de los árboles caídos y las rocas, y circular después por carreteras heladas.

Al principio pensaron en crear un vehículo de tamaño estándar para estos fines, pero se abstuvieron de hacerlo porque un par de empresas iniciaron proyectos similares un poco antes. En su lugar, Makarov All-Terrain Vehicles decidió crear los primeros camiones todoterreno del tamaño de un Kamaz (uno de los camiones civiles más grandes de la Unión Soviética) adecuados para los exploradores polares y las grandes empresas (de producción de petróleo y gas) que operan en el Ártico.

Se suponía que iba a utilizar la suspensión y algunos otros elementos de los vehículos blindados ligeros militares, pero por diversas razones los diseñadores tuvieron que alejarse del concepto inicial de rediseñar vehículos militares para convertirlos en civiles y decidieron crear un “camión ártico” totalmente civil desde cero.

La Makarov All-Terrain Vehicles decidió mezclar componentes rusos y japoneses para crear su camión. Utilizó la transmisión del “Gazelle NEXT”, modificó la caja de cambios del GAZ-66, añadió el motor diésel-eléctrico Cummins y utilizó una serie de componentes fabricados por Toyota junto a los desarrollados por Makarov para los vehículos todoterreno. Se trata, por ejemplo, de cajas de cambio a bordo, que alivian la transmisión de serie y facilitan su trabajo con ruedas de gran diámetro.

El ‘Burlak’ se fabrica en pequeñas series en formato de camper todoterreno para turistas y en formato de camión de turnos para 8 personas, incluido el conductor.

RBTH

About ELCOMUNISTA.NET (86337 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: