En China arranca el evento político más importante: el XX Congreso del Partido Comunista

El XX Congreso del Partido Comunista de China (PCCh), que se celebra dos veces por década, arrancó en Pekín y durará hasta el 22 de octubre. El gran evento político del gigante asiático prevé acordar para el presidente Xi Jinping un tercer mandato al frente de la organización política y del país.

En un largo discurso de apertura del evento, Xi Jinping destacó los logros de los últimos cinco años y dijo que el partido se esforzaría por cumplir sus objetivos de modernización para lograr lo que describió como el «rejuvenecimiento» del país.

«Nuestro futuro es brillante, pero aún tenemos un largo camino por recorrer. Debemos fomentar una firme sensación de propósito, fortaleza y confianza en uno mismo, en todo el partido y en el pueblo chino para que no podamos ser influidos por falacias, disuadidos por la intimidación o acobardados por la presión», resumió Xi ante los 2.296 delegados que asistieron al acto celebrado en el Gran Salón del Pueblo, en el centro de la capital china.

El presidente chino declaró que los cinco años transcurridos desde el XIX Congreso Nacional del Partido Comunista de China han sido muy inusuales y extraordinarios. Sin embargo, el Partido Comunista de China une no solo a todo el partido político, sino también a todo el pueblo para responder eficazmente a los desafíos que se presentan uno tras otro.

Los planes del partido apuntan a crear una sociedad próspera para mediados de siglo y restaurar el papel histórico de China como líder político, económico y cultural. Xi recordó que Pekín ha ganado presencia con proyectos importantes como la multimillonaria iniciativa Cinturón y Ruta de la Seda para construir puertos y otra infraestructura en Asia y África.

Desarrollo del Ejército chino en medio de tensiones con EEUU por Taiwán

El presidente de China llamó desarrollar las Fuerzas Armadas chinas para impulsar la modernización militar y añadió que el Ejército debe «proteger la dignidad y los intereses».

«Trabajaremos más rápido para modernizar la teoría militar, la formación militar y el armamento. Aumentaremos nuestras capacidades militares estratégicas», anunció el mandatario chino durante el XX Congreso del Partido Comunista en medio de las tensiones con EEUU. La nueva estrategia de seguridad nacional de la Casa Blanca considera a China como el «desafío geopolítico más importante», ya que el país tiene disputas en los mares de China Meridional y China Oriental con varios países asiáticos.

Xi Jinping expresó confianza en la irreversibilidad del proceso de reunificación de China continental con Taiwán. Hizo hincapié en que las autoridades de la República Popular China «se esforzarán sinceramente por la reunificación pacífica», pero no renunciarán al uso de la fuerza y ​​se reservarán el derecho de tomar todas las medidas de ser necesario.

«Seguiremos impulsando la reunificación pacífica con Taiwán. Pero nunca prometeremos renunciar al uso de la fuerza. Y nos reservamos el derecho a utilizar todas las medidas necesarias», explicó el presidente.

El jefe de Estado hizo hincapié en que tales medidas de ninguna manera estarán dirigidas contra la mayoría de los compatriotas taiwaneses: el uso de la fuerza se utilizará contra «la intervención de fuerzas externas y un número muy pequeño de separatistas que abogan por la independencia de Taiwán». También subrayó que la fórmula política Un país, dos sistemas ha demostrado su eficacia en el ejemplo de Hong Kong y Macao.

Renovación y continuidad en el poder

El mandatario chino no mencionó si buscaría un tercer mandato como líder o cuándo podría dejar el cargo. El Congreso será el encargado de nombrar a los líderes del país para los próximos 5 años y se espera que Xi, de 69 años, rompa con la tradición y se le otorgue un tercer mandato de cinco años como secretario general del partido.

El Congreso también nombrará un Comité Permanente del partido, el círculo interno de poder, que se anunciará tras el final del Congreso programado para el próximo sábado 22 de octubre.

El Partido Comunista de China (PCCh) es un partido político fundado en 1921, aprueba la línea general del movimiento y fija los principales objetivos para los próximos cinco años en todos los ámbitos.

En total, unos 2.296 delegados elegidos por las diferentes asambleas del partido único, se reunirán durante una semana a puerta cerrada tras la ceremonia de apertura del evento en Pekín, en el Palacio del Pueblo. Se trata del acontecimiento político más importante del gigante asiático, ya que el Congreso aprueba la línea general del partido y fija los principales objetivos para los próximos cinco años en todos los ámbitos.

Sputnik

About ELCOMUNISTA.NET (87017 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: