«OTAN y UE, déjennos en paz»: masivas protestas contra la mala gestión de la crisis en toda Europa

Miles de personas volvieron a salir a las calles de las principales ciudades de Europa para manifestar su rechazo a las políticas de la UE sobre la situación en Ucrania y a las sanciones antirrusas. Los participantes de las protestas expresan su descontento por la amenaza de la crisis energética y la inflación que pone récords.

Miles de españoles de distintas partes del país exigen a las autoridades recalcular las pensiones, los salarios dignos y la reducción de la desigualdad de género en los pagos. Los manifestantes expresan lemas como: «La pobreza tiene rostro de mujer», «Gobierne quien gobierne, las pensiones se defienden» o «Abajo los precios, arriba los salarios y pensiones» y llevan banderas republicanas, soviéticas, independentistas, vascas y sindicales.

En París también se llevó a cabo una marcha contra la subida de los precios de los combustibles y los alimentos, así como contra el aumento de la edad de jubilación. Las demandas de los manifestantes incluyen el aumento de los salarios y las prestaciones sociales, la congelación de los precios de la electricidad, la imposición de un impuesto sobre el exceso de beneficios y la inversión en proyectos medioambientales.

«Estamos aquí para salvar a los franceses de la pobreza. Macron intenta destruir nuestro país. Intenta destruir todos los bienes públicos. Tenemos claro que a partir de noviembre los precios de todos los combustibles, gasolina y gasóleo, superarán los 3 euros, por lo que hay que actuar. De lo contrario, no tendremos nada que comer en este invierno», explicó a Sputnik una manifestante.

En tanto, los manifestantes de las principales ciudades italianas protestaron contra la política de su Gobierno, exigiendo a las autoridades que abordaran los graves problemas socioeconómicos del país causados por la subida de los precios de la energía y los alimentos. En Roma los participantes escribieron en sus pancartas: «OTAN y UE, déjennos en paz», «Fuera de Italia de la OTAN», «Detengan las sanciones a Rusia».

Uno de los líderes de la asociación, el exayudante del fiscal, Palermo Antonio Ingroia, aseguró a Sputnik que, según los sondeos de opinión, alrededor del 60% de los italianos no están de acuerdo con la política de Roma hacia Kiev y Moscú.

«Hoy estamos reunidos aquí precisamente para defender los intereses de los italianos. Porque al pueblo italiano le interesa que se inicien verdaderas negociaciones de paz. ¡No a la guerra, no a las sanciones contra Rusia! Es hora de decir ‘basta’ a esta política», subrayó.

Otra manifestación tuvo lugar en la ciudad de Verona, en el norte de Italia, bajo el lema «No pagaremos la guerra de la OTAN». La protesta fue convocada por varias organizaciones públicas, entre ellas la asociación Véneto-Rusa. Su presidente, Palmarino Zocatelli, declaró a Sputnik que durante la manifestación cientos de personas firmaron una petición para el levantamiento inmediato de las sanciones impuestas por la UE a Moscú.

«No queremos ser cómplices de la guerra que la OTAN quiere librar contra Rusia. Estamos en contra de esa línea política y por ello exigiremos que Italia se retire de la OTAN y deje de suministrar armas a Ucrania. Además, seguiremos recogiendo firmas a favor del levantamiento de las sanciones antirrusas», anunció Zocatelli.

Una protesta contra el aumento de los precios de los alimentos y la energía tuvo lugar en Leipzig, la mayor ciudad del estado alemán de Sajonia. La manifestación contó con la participación de más de 1.000 personas.

La mayoría de los que salieron a la calle eran partidarios de la izquierda, pero los votantes del partido de oposición de derechas Alternativa para Alemania también salieron a protestar contra la subida de precios y la política energética del Gobierno alemán.

Una protesta masiva del partido moldavo SOR tuvo lugar en la capital Chisinau. Los manifestantes se reunieron en la plaza central de la ciudad y exigieron la dimisión de los dirigentes del país porque consideran que las autoridades no hacen frente a la crisis y como muestra de estas acusaciones señalan a la tasa de inflación más alta en 20 años, que en septiembre se situó en el 33,97% interanual. El Gobierno moldavo también fue criticado por su reticencia a negociar mejores precios de gas con Rusia.

No es la primera jornada da las protestas contra la inflación y la caída del nivel de vida en los Estados europeos. El 8 de octubre miles de personas de Italia, Alemania, Francia y Austria salieron a las principales ciudades de la UE para mostrar su rechazo a las políticas comunitarias.

La Unión Europea aprobó el 6 de octubre el octavo paquete de sanciones contra Rusia, donde se incluyen las bases para limitar el precio del petróleo ruso en el transporte marítimo.

Sputnik

About ELCOMUNISTA.NET (86961 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: