Tribunal: el misil que derribó el MH17 en Ucrania en 2014 estaba dirigido contra un avión militar

El siniestro del MH17 se produjo a causa de un misil que estaba dirigido contra un avión militar, dictaminó el Tribunal de La Haya. Según el juez, el proyectil fue lanzado desde la localidad de Pervomáiskoye, controlada por las milicias rebeldes. No obstante, la investigación rusa indica que el misil pertenecía al Ejército ucraniano.

«Hemos establecido que el vuelo MH17 fue derribado por un misil del sistema de misiles antiaéreos Buk lanzado desde un campo en el pueblo de Pervomáiskoye», comunicó el juez Hendrik Steenheis.

Añadió también que los acusados por el caso MH17 no eran de un solo grupo, como afirmaban los fiscales, pero estaban vinculados en el uso del sistema de misiles antiaéreos Buk.

El misil fue dirigido contra un avión militar, precisa la sentencia.

El Tribunal declaró inocente al acusado ruso Oleg Pulátov y rechazó la petición de la Fiscalía de ingresarlo en prisión, según el juez. Además, se declaró a Ígor Guirkin, Serguéi Dubinski y Leonid Járchenko culpables de la destrucción del avión MH17 y de la muerte de los 298 de pasajeros que perdieron la vida en el siniestro.

En la sentencia, el Tribunal determinó que el sistema Buk utilizado para derribar el Boeing MH17 había sido llevado desde Rusia a Ucrania y después del siniestro trasladado a Rusia. No obstante, Moscú negó categóricamente en reiteradas ocasiones estas acusaciones.

«El Tribunal alega que en la noche del 16 al 17 de julio, los combatientes de la República Popular de Donetsk trajeron [el sistema] Buk desde Rusia. La necesidad de un sistema de defensa aérea de este tipo existía desde hace tiempo. Después de los duros combates del 16 de julio de 2014, durante los cuales Donetsk sufrió grandes pérdidas y no pudo defenderse de un ataque aéreo, este sistema fue muy solicitado», dijo el juez.

Según él, este sistema de misiles antiaéreos Buk fue llevado al lugar del futuro lanzamiento desde Donetsk por la mañana del 17 de julio.

«Después de que quedara claro que este accidente se debió al uso del sistema de misiles antiaéreos Buk, fue trasladado rápidamente a Rusia con la esperanza de que se pudiera evitar así un escándalo internacional», según Hendrik Steenheis.

Además, el Tribunal calculó en más de 16 millones de euros (16,5 millones de dólares) la compensación total a los familiares de las víctimas del siniestro.

Sin embargo, el Tribunal de la Haya no ha vinculado directamente a Rusia con el uso del sistema antiaéreo Buk que ocasionó la tragedia del MH17.

El avión de pasajeros Boeing 777-200ER de Malaysia Airlines que iba de Ámsterdam (Países Bajos) a Kuala Lumpur (Malasia) se estrelló el 17 de julio de 2014 en el este de Ucrania. Murieron los 283 pasajeros y 15 miembros de la tripulación, ciudadanos de 10 países.

Al día siguiente de la tragedia, el 18 de julio de 2014, el Comité Interestatal de Aviación (CIEA) propuso la creación de una comisión para investigar el accidente bajo los auspicios de la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI), lo que implicaba entregarle las cajas negras. El 22 de julio de 2014 los representantes de la Administración de la ciudad de Donetsk, en presencia de observadores y periodistas de la OSCE, entregaron a los expertos en aviación de Malasia las cajas negras que habían encontrado. Luego, estas fueron entregadas a los expertos de los Países Bajos.

En septiembre de 2016, la investigación del accidente hizo públicas sus conclusiones y estas señalaban que el avión fue derribado por un misil lanzado desde el sistema ruso Buk SAM. Por su parte, las autoridades rusas afirman que el misil que derribó el avión de pasajeros fue entregado a Ucrania en la época soviética y ha estado allí desde entonces. El caso ha ignorado todas las pruebas presentadas por la parte rusa.

Una investigación llevada a cabo por Rusia estableció, partiendo de datos de radares, que el misil con el que fue derribado el vuelo MH17 pertenecía al Ejército ucraniano. Ucrania se negó a presentar la información recogida por sus radares, Estados Unidos, a su vez, no quiso ofrecer las fotos satelitales que reflejaban el momento del lanzamiento del cohete.

El proceso judicial sobre el siniestro del vuelo MH17 comenzó en Países Bajos el 9 de marzo de 2020. En diciembre de 2021 la fiscalía neerlandesa pronunció la sentencia acusatoria y exigió la pena vitalicia para los cuatro acusado, a quienes presentó como un grupo organizado culpable de la catástrofe del avión y la muerte de las 298 personas que estaban a bordo.

Sin embargo, el Tribunal no vinculó directamente con Rusia el uso del lanzamisiles Buk.

Sputnik

About ELCOMUNISTA.NET (86961 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: