El expresidente peruano Castillo pide a las fuerzas del orden deponer armas en protestas sociales

El expresidente peruano Pedro Castillo (2021-2022) exhortó a la Policía Nacional y a las Fuerzas Armadas a «deponer las armas» en las protestas sociales que se vienen dando en el país, con saldo preliminar de siete muertos.

«Ante los graves hechos de masacre a mi pueblo, exhorto a la Policía Nacional y a las Fuerzas Armadas a deponer las armas a fin de parar el derramamiento de sangre de mi pueblo», indicó el exmandatario, destituido la semana pasada, en una carta difundida por diversos medios locales.

En su misiva, enviada desde el centro de detención donde permanece bajo cargos de rebelión, Castillo exigió a la presidenta Dina Boluarte abandonar su cargo, y la responsabilizó de los «ataques» contra la población.

«La hago responsable a usted y a todo su círculo que la acompaña del feroz ataque a mis compatriotas. Hago un llamado al pueblo para seguir alertas y optimistas», escribió Castillo, quien firmó como «presidente constitucional del Perú».

Diversas manifestaciones ciudadanas, en la que participan organizaciones civiles de toda índole, se han sucedido en diversos departamentos del país desde el pasado 10 de diciembre.

Los ciudadanos exigen el inmediato adelanto de comicios generales para que se elija a un nuevo jefe de Estado y a un nuevo Congreso, y la Defensoría del Pueblo registra siete civiles muertos en enfrentamientos con la policía.

En otras demandas, exigen la salida de la presidenta Dina Boluarte, el cierre del parlamento y, en menor medida, la liberación del expresidente Pedro Castillo y la convocatoria de una Asamblea Constituyente.

El miércoles 7, el entonces presidente Castillo intentó disolver el Congreso y establecer un «gobierno de excepción», pero todas las instituciones del Estado rechazaron la medida, calificándola como un quiebre del orden constitucional o un golpe de Estado.

Luego del intento fallido de Castillo, el Congreso lo destituyó por incapacidad moral permanente para ejercer el cargo y, por sucesión constitucional, el parlamento nombró como nueva jefa de Estado a la entonces vicepresidenta Boluarte.

Actualmente, Castillo permanece detenido en una sede policial de Lima, con detención preliminar de siete días ordenada por el Poder Judicial a pedido de la Fiscalía. La Fiscalía sostiene que Castillo habría cometido los delitos de rebelión, conspiración, abuso de autoridad y perturbación de la tranquilidad pública.

Sputnik

About ELCOMUNISTA.NET (88595 Articles)
Síguenos en Twitter @elcomunistanet Síguenos en Facebook grupo: el comunista prensa roja mundo hispano Nuestro e mail: elcomunistaprensa@yahoo.com
A %d blogueros les gusta esto: